18.2.11

Otra vez, Urgencias cofrades 24 Horas ¿En que podemos ayudarlo?

Este año por cosas del destino, el pregonero de la Semana Santa de Lanjarón, como ya hemos comentado anteriormente, es Miguel Angel Orantes Bazán, es decir mi señor padre.
Este hecho hace que en estos días pase mucho tiempo metida en el taller, pues aunque el pregonero es de facil inspiración y escribe con mucha soltura, lo hace con papel y pluma, lo que implica a esta que escribe con la maleta del portatil de arriba para abajo, para ejercer de secretaria.
En todas las horas que paso allí metida junto a mi padre y a mi marido, escucho el teléfono sonar multitud de veces:
-si, ¿digame?
-Miguel ¿podrías pasarte por el bajo de hermandades?
-¿que os pasa ya?
-es que tenemos un problemilla con las rampas, y necesitamos que pases por allí para que las arregles, que mira a que fecha estamos ya.
-Anda bueno, bajarlas para la iglesia y a ver que podemos hacer.

Pues nada, volvemos a meternos de pleno en el pregón, pero eso no dura mucho tiempo, llega un miembro de la junta de gobierno del cristo de la Expiración:
-Miguel, ¿estás muy liado?
-Hombre liado estoy, pero anda dime que necesitas.
-Nada, que han llegado los engarces de las potencias nuevas del cristo y necesitamos que vayas a ponerlas.
- Bueno, en media hora estoy por allí.

Pues nada, otra vez a cerrar el portatil, y con la caja de herramientas camino de la iglesia.

Tras un par de horas, otra vez empezamos a trabajar en el pregón, pero volvemos a tener visita,
llega mi tio:
- oye, ¿me has sacado ya el repertorio de marchas?
-no, espera que llamamos a Jorge
ring, ring...
-¿Jorge?
-Si, dime Miguel
-Mandale a mi hija el repertorio de este año para que se lo pase a mi hermano.
- Vale, ¿tienes ya las tablas para el local de ensayo?
-Si pasate a por ellas cuando quieras.

Bueno, parece que han terminado las visitas, y podemos seguir trabajando, pero para mi desgracia, suena otra vez el teléfono:
-¿Miguel?
-Sí, dime
-¿tienes fotos del Cristo de la Expiración?, es que va a salir la guia y queremos que nos des alguna de las tuyas para incluirlas
-Bueno, pasate esta tarde y te llevas la que más te guste.

Nada, a ver si ahora ya podemos concentrarnos, que a este paso el pregón lo dejamos para el año que viene, pero queda solo en el intento, otra visita:
-Miguel, necesito que me hagas un pie para el crucificado que va a presidir el Altar Mayor de la Ermita.
- Bueno tu te traes la cruz y la base y a ver que podemos hacer.
-Muchas gracias, mañana me paso con todo.

Y así nos dan las dos de la tarde un día tras otro, y de pregón ni un folio, solo Urgencias Cofrades.

Pd: Esto acontecía el año pasado por estas fechas, y aunque parezca mentira este año otra vez estamos igual, con diferentes urgencias, pero con las mismas prisas y un pregón sin escribir.

No hay comentarios:

Publicidad